Megaoperativo de la policía Federal por los crímenes de los hermanos Funes

Agentes federales realizaban esta mañana unos 14 allanamientos en distintos puntos de la ciudad por los asesinatos de Ulises y Jonatan Funes, miembros de la banda enfrentada a los Caminos. Cocaína de máxima pureza, un auto importado y una lancha entre lo incautado

     Comentarios
     Comentarios

Este viernes una parte de la zona oeste rosarina amaneció con una fuerte presencia de policías federales. Agentes realizaban esta mañana unos 14 allanamientos por los crímenes de los hermanos Ulises y Jonatan Funes. Aunque la mayoría de los operativos se concentraban en barrio Tablada, otros se llevaban adelante en distintos puntos de la ciudad. Hay detenidos y gran cantidad de armas secuestradas.

Según informó el periodista Juan Pedro Aleart de El Tres desde uno de los puntos de allanamiento, Biedma al 5300, los operativos comenzaron este viernes alrededor de las 5.30 de la mañana. Fueron ordenados por los fiscales a cargo de los homicidios de Ulises y Jonatan Funes, Florentino Malaponte y Pablo Pinto respectivamente.

 

 

Hacia media mañana, había ocho detenidos; entre ellos el hijo de un policía santafesino retirado cuya casa también fue allanada. También buscaban a dos personas muy vinculadas a la barra de Newell's.

Por otro lado, entre las armas secuestradas hay pistolas y una escopeta. Además, incautaron un auto Audi A 4, una lancha, una moto de agua, gran cantidad de municiones, celulares, un kilo de cocaína de máxima pureza y unos 500 mil pesos.

Parte del dinero incautado.

 

Ulises Funes fue asesinado el 7 de enero pasado y Jonatan, el 5 de febrero. Ambos eran hermanos de Lautaro “Lamparita” y de Alan, actualmente detenidos en la cárcel de Piñero.

El clan estuvo en boga desde los primeros días de este 2018. El 3 de enero Rosario3.com publicó un video en el que Alan celebró el Año Nuevo con una ráfaga de tiros de amaetralladora. En ese momento estaba bajo arresto domiciliario. Luego cayó preso junto a su novia, Jorgelina Selerpe, sospechados del crimen de Marcela Díaz, la hermana de Tubi Segovia, miembro de la banda de los Caminos. 

Por su parte, Jonatan integraba el clan con actividades delictivas pero su rol pasaba más por amenazas que por hechos de violencia física, de acuerdo a la información que manejan los investigadores de la disputa territorial Funes-Caminos que ya lleva, según el propio ministro de Seguridad Maximiliano Pullaro, tres generaciones. 

Entre los domicilios a allanar había un desarmadero. 

Comentarios