Mauricio Macri defendió la suba del gas que no fue: "Aquello que te regalan, a la larga te va a costar más"

El presidente se refirió a la medida que contemplaba el pago retroactivo de gas por la devaluación, antes de la suspensión de la misma. "La energía hay que pagarla", afirmó

     Comentarios
     Comentarios

Antes de suspender su aplicación, el presidente Mauricio Macri defendió la nueva suba del gas que había programado su gobierno. Dijo que le "duele en el alma cada aumento", pero "la energía hay que pagarla". "Soy el primero en entender lo que significa y lo que cuesta pasar de que te dijeran que la energía no costaba nada a asumir que cuesta y que hay que pagarla", señaló.

El mandatario enfatizó que "era grave lo que había pasado con la energía" durante el kirchnerismo. "Yo entiendo, ahora estamos con el tema del gas, y soy el primero en entender lo que significa y lo que cuesta pasar de que te dijeran que la energía no costaba nada a asumir que cuesta y que hay que pagarla. Eso hizo que nos quedáramos sin energía. Y ahora cuesta pagar lo que no pagábamos y cambiar de hábito para ver cómo podemos consumir menos", expresó en entrevista con Radio M de Olavarría. 

"Me duele en el alma cada aumento porque sé lo que les está costando llegar a fin de mes a los argentinos. Pero no les puedo mentir: no me eligieron para que les mienta, sino para que los guíe al futuro", comentó sobre la medida del gobierno por la que se planteaba cobrar un retroactivo a los usuarios de gas para compensar a las empresas por la devaluación.

Macri indicó que "a veces duele la verdad, porque nos enfrenta a nuestras limitaciones, a las cosas que hemos hecho mal y a las que tenemos que corregir", y remarcó que desde que se desató la crisis económica pasó "los peores cinco meses" de su vida.

Además, parafraseó al actor español Imanol Arias que, según contó el presidente, expresó su incredulidad cuando "veía muy tranquilos a los argentinos cuando la luz era prácticamente gratis". "El dijo «yo no entiendo cómo los argentinos no sospechaban que la energía fuera gratis», y tiene razón. En España es carísima", remarcó.

"Esa comodidad fue como una borrachera, que después cuando te despertás a la mañana, te duele la cabeza. Y los argentinos no nos podemos engañar más. Tenemos que saber cómo son y funcionan las cosas. Y que aquello que te regalan, a la larga te va a costar más. Mi abuela me decía «desconfiá cuando te regalan algo»", concluyó.

Comentarios